Post | miércoles 29 noviembre, 2017

FAQs sobre gestor de carga de coche eléctrico para el sector público

El coche eléctrico está disfrutando de un fuerte impulso. Para que la inminente transición del vehículo de combustible al vehículo eléctrico sea posible será necesaria la instalación de infraestructuras de recarga tanto en la vía pública como en estacionamientos públicos y privados.
Para que todo ello tenga lugar, la administración pública tiene gran responsabilidad.

Para facilitar este proceso, el Gobierno dotará de 15 millones de euros para la instalación de los puntos de recarga. Pero todavía existe bastante desconocimiento sobre su funcionamiento y otros aspectos clave.

A continuación, trataré de resolver ciertas dudas que surgen a la hora de implantar un punto de recarga en una entidad pública.

[su_spoiler title=”¿Qué es un punto de recarga público?”]

  • Un equipo que proporciona corriente eléctrica para recarga de un vehículo eléctrico, ubicado en un emplazamiento público o privado de acceso público.
  • Un punto de recarga público incorpora software y comunicaciones que permiten gestionar parámetros como horarios de carga, encendido remoto, reconocimiento de usuarios, pago, etc.
  • Un punto de recarga público está pensado para recargas ocasionales y, normalmente, rápidas.

[/su_spoiler]

[su_spoiler title=”¿Qué es un gestor de cargas?”]

Se trata de una empresa que está autorizada para revender electricidad para vehículos eléctricos. Es necesario contar con un gestor de cargas siempre que se quiera vender la electricidad suministrada desde un punto de recarga público.

[/su_spoiler]

[su_spoiler title=”¿Quién puede llevar a cabo la instalación de un punto de recarga público?”]

Un instalador autorizado. En caso de que la instalación tenga una potencia instalada superior a 50 kW (o 10 kW en exterior), se precisa presentar proyecto firmado por un técnico competente.

[/su_spoiler]

[su_spoiler title=”¿Cuánto tardará un conductor en recargar su vehículo?”]

Depende de la potencia del punto de recarga. A modo de ejemplo, un punto de recarga público con una potencia de 50 kW permite recargar la batería de casi cualquier vehículo eléctrico del mercado entre media hora y 1 hora. Si tenemos en cuenta que no se suele cargar desde 0%, podremos recargar electricidad suficiente en menos de 30 minutos.

[/su_spoiler]

[su_spoiler title=”¿Puedo disponer de una plataforma que facilite la operación de los puntos de recarga y la facturación y cobro a los clientes?”]

Sí. Una plataforma que está conectada con los puntos de recarga y permita identificar y autorizar al usuario, disponer de información de consumos, tiempos de carga y costes, facturar y cobrar al usuario, facilitarle una app que facilite las gestiones, contar con un servicio de soporte 24 horas, etc.

[/su_spoiler]

[su_spoiler title=”¿Cuánto cuesta un punto de recarga público?”]

Varía en función de parámetros como velocidad requerida de la carga, distancia a cablear, si es exterior o interior, si es necesario realizar obra civil para enterrar cables, etc. A modo de ejemplo, el suministro llave en mano de un punto exterior de recarga rápida (de 50 kW), no bajará de 20.000 €.
[/su_spoiler]

Creara cuenta con 15 años de experiencia en soluciones de eficiencia energética y desarrolla proyectos de infraestructura de carga llave en mano, desde el diseño del proyecto hasta el montaje de los equipos y la operación y mantenimiento. Creara emplea materiales de calidad, a la medida de lo que necesita cada cliente y a precios muy competitivos.

COMPARTIR EN:

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *