Post | jueves 20 septiembre, 2018

“Un paso adelante importante hacia un sistema energético más moderno, limpio y justo”

El Ministerio de Transición Ecológica dio a conocer ayer una serie de medidas que el gobierno pondrá en marcha para proteger a los consumidores y a la industria ante la imparable escalada del precio de la electricidad.

Entre las más inminentes, se anunció la suspensión del pago del impuesto del 7% a la generación de electricidad que, desde 2012, se aplica a la producción eléctrica de todas las centrales.

Además, en las próximas semanas, el gobierno llevará al Congreso de Ministros un Plan de Choque de Transición Energética donde se abordarán las siguientes medidas:

– Fórmulas de desarrollo del autoconsumo fotovoltaico. Los productores de autoconsumo de pequeña potencia ya no tendrán que inscribirse en el registro de generadores de electricidad y se facilitarán los trámites administrativos. Esta tecnología es óptima para los regantes, a los cuales se les reducirán los peajes para que puedan hacer uso de este tipo de instalaciones.
– Potenciación de medidas que faciliten la firma de contratos bilaterales de energía o PPAs, con la finalidad de recuperar la inversión en renovables.
– Liberalización de la gestión de la recarga para vehículo eléctrico.
– Acciones para el crecimiento de la red de infraestructura necesaria para el buen avance de la movilidad eléctrica en España.
– Reformas estructurales del funcionamiento del mercado mayorista.
– Mejora de la coherencia del sistema fiscal.
– Regulación del almacenamiento de energía.

Nuestros expertos en mercados energéticos y aprovisionamiento de energía han analizado toda la información. Recogemos sus valoraciones y previsiones en este post.

Suspensión del impuesto a la generación
Creemos que esta medida debería notarse en el precio del mercado mayorista, siempre que los generadores trasladen el recorte a sus ofertas. Es importante que exista competencia real entre los ofertantes de tecnologías térmicas e hidroeléctrica (que no ofertan a precio cero) para que la rebaja se note. El hecho de que la mayoría de estas centrales sean propiedad de unas pocas empresas no favorece esto.

Impulso a la fotovoltaica para autoconsumo
Las medidas anunciadas pueden representar el espaldarazo definitivo para crear un gran mercado anual de instalaciones fotovoltaicas pequeñas para particulares y comunidades, que operen mediante fórmulas de autoconsumo con balance neto. Esta medida a su vez implicará una mayor autonomía del consumidor, pero puede dañar seriamente los intereses de las eléctricas.

Regulación del almacenamiento
Introducir la variable del almacenamiento es revolucionario. Está por ver si finalmente se apuesta por un modelo distribuido (cuyos beneficios los recibiría el consumidor directamente) o centralizado (que beneficiaria más a las eléctricas).

Todas estas medidas permitirán la electrificación de la economía y el buen desarrollo de las energías renovables y la movilidad eléctrica.

Las medidas urgentes servirán para proteger al consumidor frente a los altos precios de la electricidad y las medidas a medio plazo harán crecer la confianza de los grandes inversores en las renovables así como la creación de una generación distribuida de electricidad que aportará estabilidad al sistema.

Debemos esperar a ver las medidas concretas para reformar el mercado mayorista. Esta es una de las claves. No será fácil y despertará muchas enemistades.

En general, desde creara vemos las medidas como un paso adelante importante hacia un sistema energético más moderno, más limpio y más justo.

Si quieres conocer más sobre las acciones para hacer frente a los elevados precios de la electricidad, puedes ver el siguiente vídeo del webinar “Acciones para hacer frente a los precios de la electricidad”

COMPARTIR EN:

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *